El lector comprende gracias a la traducción

17 de junio de 2015

Fuente: Internet
Hoy he estado mirando fotos que tengo guardadas en el ordenador y he encontrado esta. Hace tiempo, me topé con ella por Internet (lo siento, no recuerdo dónde) y me gustó tanto que la guardé. 

Qué bonita ilustración de lo que es la traducción, ¿verdad? Cuando el lector se encuentra con un libro que no está en su lengua materna y cuyo idioma desconoce, lo que ve son letras sin ningún orden ni sentido. Para él, el libro es un misterio, es incapaz de encontrar un significado a lo que en él hay escrito. No obstante, tras pasar ese texto por las manos del traductor se hace la luz y ese galimatías incongruente y sin sentido para el lector se vuelve claro y cobra un significado. De repente, el lector tiene una historia en la que poder sumergirse y de la que disfrutar. 

Qué bonita es la traducción, que permite que las personas accedan a contenidos que en su formato original son totalmente incomprensibles.

2 comentarios:

Jeny dijo...

Leyendo tu entrada me vino a la mente un libro que leyó una vez mi profesora de lengua en clase. Estaba en serbio o algo así (ella era se Montenegro y no me quedaba muy claro que idioma hablaba) pero sonaba precioso además era un libro interesante porque según recuerdo tu ibas leyendo la historia y según lo que quisieras que pasara ibas a una parte del libro y también se le daba la vuelta. Una pena que no recuerde el título. :/

Natalia Navarro dijo...

Qué interesante, si te acuerdas del título dímelo, que me parece que tiene buena pinta :)